Inicio / Actualidad / Cosecha de Trigo 2017: Con un 25% cosechado, rinde promedio asciende a 43 qq/ha

Cosecha de Trigo 2017: Con un 25% cosechado, rinde promedio asciende a 43 qq/ha

La siembra de soja avanza muy lentamente por la falta de lluvias. El estrés hídrico afecta a los maíces tempranos y un 10% de los cultivos pasó a condición regular.

La cosecha avanza y las marcas siguen sorprendiendo. Los rindes promedios para la Zona Núcleo, según el relevamiento de la Guía Estratégica para el Agro (GEA) de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) rondan los 43 qq/ha y los techos siguen alcanzando los 60 quintales. Sin embargo, en algunos lugares hay problemas de calidad y los primeros resultados indicarían que los valores de proteína y gluten son ligeramente mejores que los del año pasado.

“Aunque ha sido la campaña de mayor presión de enfermedades, la conciencia que tuvieron los productores sobre el problema y las medidas de control que tomaron hoy se reflejan en las cosechadoras: los rindes son excelentes y siguen superando las expectativas. Incluso el avance y las marcas productivas son muy similares a las de un año atrás. En el norte de Buenos Aires aún no comenzó la cosecha, pero también hay altas expectativas”, indicó la GEA.

Córdoba al rojo
En tierras cordobesas, se observa un cambio de escenario climático. La falta de agua ya se siente en la región central y es la provincia más afectada. “El tiempo seco y ventoso, con tormentas que sobrevuelan y amenazan con desatar un diluvio, y luego no dejan agua, ya deja a la mitad de la provincia en sequía y al resto en condiciones regulares. El escenario que se observaba al 8/11 siguió agravándose. Incluso las reservas adecuadas a óptimas del este, de hace 17 días, han descendido a regulares”, detalló el informe de la BCR.

Para la soja, falta agua
Esta semana apenas se avanzó 5 puntos con la siembra de soja de primera. Con un progreso del 90% de las 4,9 M de hectáreas intencionadas, la campaña perdió su ventaja y pasó a estar cabeza a cabeza con los números de avance del año pasado. “Las localidades que recibieron algunas lluvias, como las del centro-sur de Santa Fe y noreste de Buenos Aires, pudieron continuar con la siembra de la oleaginosa. Sin enfermedades ni plagas de gravedad, las malezas siguen acechando al cultivo. Cada vez se necesitan acrecentar más las dosis para combatirlas. Los niveles de resistencias que han adquirido plantean un nuevo desafío productivo. Cada vez son más los que piensan implementar cultivos de cobertura en la próxima campaña para, aparte de mantener a raya los niveles de las napas, complementar el control”, informó la GEA.

Siembras de diciembre en peligro 
Ante el cambio de escenario de lluvias, que desde hace unas tres semanas parece haberse instalado, las siembras de maíces tardíos y sojas de segunda están en peligro. “Si no llegan lluvias de consideración, las siembras de diciembre no podrán hacerse sobre todo en el oeste de la región”, dijo la BCR.

El estrés hídrico deja al 10% de los maíces regulares
La falta de lluvias se hace sentir también en los maíces. Un 10% de los cuadros bajó a la condición regular, mientras que un 35% se los clasifica buenos y un 55% entre excelentes y muy buenos, de acuerdo a lo relevado por la GEA. Los más adelantados, con 8 hojas desplegadas, necesitan de un mayor consumo de agua. Durante el día, el acartuchamiento de las hojas domina a un mayor número de lotes.

Fuente: Infocampo

Además

Advierten sobre el riesgo del boom del crédito en el país

Los economistas Guillermo Calvo (foto), de la Universidad de Columbia y Carmen Reinhart, académica en …

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

A %d blogueros les gusta esto: